Especial: Fin de ciclo… es momento de darnos las gracias

0
130

Llega el final de curso. Otro más que se nos va casi sin darnos cuenta. Es un momento de alegría pero al mismo tiempo de tristeza por las despedidas… Los alumnos se despiden de sus profesores hasta el siguiente ciclo que viene o quizás para siempre porque no los vuelvan a tener. Los profesores se despiden de sus alumnos y también de sus familias. Unos se van, otros se quedan…

Nuestra escuela va para 15 años de ser fundada. Y nos ha caracterizado el brindar una buena educación. Esta estriba, en lo qué podemos ofrecer, que haga la diferencia con las demás: un excelente cuerpo docente que se ocupe por otorgar una educación de calidad sería una primera opción. Una dirección escolar que se sume a los proyectos que se ofrecen. Un área psicológica y un USAER que atiendan las necesidades especiales de nuestros alumnos. Actividades extracurriculares que den un plus como clases de educación física, una banda de guerra, un laboratorio de computación. Y todo esto pensando en el beneficio de nuestros niños de la institución.

Pero esto se defiende con el trabajo, con ver contentos a nuestros niños en su escuela y con el apoyo de nuestros queridos Padres de Familia.

Por este motivo y siguiendo mi objetivo, el de establecer una alianza entre la familia y la escuela considero que es un buen momento para mostrar nuestro agradecimiento mutuo: de la familia hacia la escuela y de la escuela hacia la familia ¡Gracias de verdad!

Hemos llegado al final de un nuevo curso. Por este motivo queremos aprovechar la ocasión para agradecer su dedicación a ustedes padres de familia, haciendo lo mejor que se puede por sus hijos y demostrándonos una gran confianza al comprender lo difícil de nuestra labor docente, donde tratamos de que crezcan y convivan pacíficamente a pesar de las diferencias con el objetivo de prepararlos frente a los retos, desafíos y adversidades de la vida adulta. Muchas gracias por su esfuerzo, ayuda y colaboración. Nos alegra muchísimo contar con ustedes como lo que realmente son: socios y colaboradores en esta difícil pero preciosa tarea de educar.

Las anteriores palabras demuestran que valoramos y reconocemos su labor y dedicación, que es de gran ayuda para nuestra acción educativa diaria; les transmitimos un mensaje: Que somos un auténtico EQUIPO. Seguimos contando con su apoyo, para dar continuidad en el siguiente ciclo escolar. Que la cerrazón o necedad de algunos, no trunque esto.

De parte de su servidor, quiero agradecer todo el cariño, entrega y dedicación con que han abordado la educación de sus hijos hasta hoy. Quiero darle las gracias por estos maravillosos años que hemos podido compartir. Gracias por escucharnos cuando ha hecho falta. Soy consiente de que el sistema no los valora lo suficiente, pero estén tranquilos y seguros de que sin ustedes, padres de familia, la sociedad carecería de horizonte.

A mis queridos alumnos …Muchas gracias por su cariño, sonrisas, travesuras, creatividad y pasión tanto dentro como fuera del aula. Sino ocurre otra situación, nos vemos en el siguiente ciclo escolar.

¡Gracias!

Déjenos sus comentarios